Técnica de resolución de conflictos


Este artículo tratará la resolución de conflictos como técnica para abordar problemáticas interpersonales a nivel personal y profesional y promover una adecuado ambiente laboral.

Los conflictos son parte de nuestra condición humana, por lo tanto es importante valorarlos como forjadores del carácter, estímulos para el desarrollo y promotores de cambio y  de progreso.  El problema no debe residir en evitar o prevenir el conflicto sino en dirigirlo del modo más efectivo posible para todas las partes implicadas (García Esperanza 1980).  Evitar que un conflicto se convierta en manifestación de violencia hacia otros, implica que las personas aprendamos a cultivar el gusto de vivir, trabajar, relacionarnos, luchar y vencer las dificultades, cambiando de actitud y buscando entender al otro antes de defenderse de él.

Photo by Pavel Danilyuk on Pexels.com

Pasos que constituyen una técnica eficaz para la resolución de conflictos

  1. Antes de presentar el problema en sí, inicie la negociación expresando aprecio, afecto, agradecimiento o entendimiento por la otra persona. Esa expresión ayuda a disminuir la probabilidad de que el otro, se vuelva defensivo y hace que ambas partes vean un aspecto positivo de la relación.
  2. Es necesario discutir solo un problema a la vez; intentar tratar muchas discrepancias al mismo tiempo, dificulta concretar alguna solución.
  3. Defina los hechos de forma concreta. Un problema vago hace difícil solucionarlo efectivamente, para prevenir que esto suceda, especifique las diferentes conductas, sentimientos y circunstancias asociadas a la situación. Entre más claro sea en lo que le preocupa más fácilmente podrá encontrar la solución y prevenir una mala comunicación con la otra persona.
  4. Cuando sea necesario, verifique que usted ha comprendido lo que deseaba expresar su interlocutor, así podrá evitar los efectos dañinos que a menudo resultan de una mala comunicación.
  5. Evite inferir intenciones malévolas a partir de la conducta de la otra persona. Tal suposición requiere que la persona se defienda a sí misma y generalmente lleva a argumentar y no a solucionar un problema de manera efectiva.
  6. Evite ocuparse en intercambios verbales agresivos.
  7. Reconozca la parte que usted juega en el problema. Es importante tanto para la persona que presenta el problema como para quien le escucha, responsabilizarse de la situación.
  8. Genere con la otra parte una lluvia de ideas para llegar a tantas soluciones diferentes como sea posible.
  9. Elabore un listado con las soluciones excluyendo aquellas que ambas partes consideran que no tratan el problema adecuadamente. Revise cada ítem, uno a la vez, identificando los pros y los contras.
  10. Escriba un acuerdo y garantice que sea firmado por ambas por partes.

Referencias Bibliográficas

  • GARCIA, Esperanza. Relaciones humanas a su alcance. Colombia: Ed. Norma. 38p.
  • MUNDUATE, Lourdes y MARTÍNEZ, José.  Conflicto y Negociación.  Colombia: Pirámide.  1999.  37p.
  • RODRIGUEZ, Mauro. Manejo de conflictos. México: Ed. Manual moderno. 2da edición. 1989. 15p.
  • WALTON, Richard. Conciliación de conflictos interpersonales: confrontaciones y consultaría de mediadores. EAU: Fondo educativo interamericano.1973. 2p.

Últimas entradas

2 pensamientos en “Técnica de resolución de conflictos

  1. Pingback: ¿Por qué sentimos celos? y ¿Cómo podemos afrontarlos? – Carolina León

  2. Pingback: ¿Qué hay detrás de la violencia colectiva? – Carolina León

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .